La cuenta pendiente
  • 20 de octubre de 2020


Gallardo tiene dos: torneo local y mundial de clubes, pero sobre todo la liga local. Es grave? No, simplemente llamativo, que el club más ganador en el rubro no lo haya conquistado con su DT más exitoso.



River Plate, tu grato nombre, es el club que más ligas locales ha ganado en la historia de nuestro fútbol, suma 36 estrellas, treinta y siete contando la del ascenso. Por eso hace un poco de ruido, que con ya seis años casi y medio de gestión, desde junio 2014, hasta octubre 2020, Napoleón, el entrenador que cambió la historia de River, no haya podido obtener ni siquiera una liga local, a pesar de haber estado a un pasito, por lo menos tres veces. En su primer torneo local, desplegando un fútbol champagne exquisito, punteó todo el campeonato, hasta caer en la cancha de Racing, con un equipo alternativo, para priorizar la revancha de la semifinal en la Sudamericana 2014 con Boca. La decisión del muñeco fue correcta, esa serie le puso la impronta a su ciclo, y se metió a los hinchas en el bolsillo .Comenzó a escribir su gran historia.
En el 2017 fue por la remontada en la bombonera ante el Boca de Guillermo, ganó 3 a 1, y se puso a tiro de la vuelta olímpica, se quedó sin nafta, y lo perdió ante Central en el monumental, y en el nuevo gasómetro con San Lorenzo. La última oportunidad es la más dolorosa por la forma, por la reminiscencia con la final de Lima, liderando todo el 2020, dos empates finales con Defensa y Justicia y Atlético Tucumán, le cedieron el campeonato a Boca. En todas estas ocasiones, Gallardo quiso, pero finalmente no pudo.
La cuestión es para mi, cuál es el problema en reconocer que tiene esa cuenta pendiente? Sería lo más lógico y humano. Pero a Napoleón no le entra una bala, y prefiere sostener que tal cuenta pendiente no existe, que es cosa del periodismo,  porque él ha priorizado, no siempre, los torneos internacionales, porque la forma de disputa de nuestros campeonatos cambia, lo cual no modifica la esencia del tema, y hasta se iguala con los otros 22 entrenadores del fútbol local que tampoco pudieron ser campeones. En serio crees muñeco, que Gustavo Alvarez en Patronato tiene la misma obligación? O Guillermo Hoyos en Aldosivi? Nada va a cambiar ni borrar el goce riverplatense en las series contra Boca del ciclo Gallardo, nada va a modificar el guion casi pornográfico de Napoleón ante su clásico rival, lo que al final lo hizo tan grande y amado, nada ni nadie le va a quitar la gloria del Bernabéu, pero de ahí a no poder reconocer que se tiene una cuenta pendiente, es un poco fuerte.

COMENTARIOS

No han dejado comentarios

Escriba su comentario

Nombre (*)
Email (*) (no será publicado)
Mensaje (*)



Código de Validación
(*) Datos obligatorios